SCP-ES-256
Puntuación: +10+x

2/SCP-ES-256 NIVEL 2/SCP-ES-256

CLASIFICADO

classified-lv2.png

Ítem #: SCP-SCP-ES-256

Clasificación del Objeto: Keter

Orange%20car.jpg

Vehículo afectado por SCP-ES-256.

Procedimientos Especiales de Contención: Debido a la naturaleza del fenómeno asociado a SCP-ES-256, los actuales procedimientos de contención están enfocados principalmente en la prevención de sus efectos y en acciones de encubrimiento ante incidentes relacionados. Agentes de enlace con los cuerpos policiales locales serán responsables de las labores de desinformación, atribuyendo las víctimas de los incidentes a causas convencionales como atropellos.

Se recomienda a los miembros del personal que se encuentren en sus residencias particulares tener una participación activa en las actividades locales relacionadas con la celebración de Halloween, especialmente en la distribución de golosinas a sujetos menores de edad. Se les ha indicado además evitar realizar comentarios poco favorables o críticas en relación a esa festividad, ya sea en forma verbal o escrita.1

Se desaconseja el transporte en vehículos motorizados cerrados durante el período de manifestación de SCP-ES-256, que abarca desde el anochecer del día 31 de Octubre hasta las 3 de la madrugada del día 1 de Noviembre. En los casos que el desplazamiento sea inevitable, se deberá realizar una revisión exhaustiva del transporte antes de su uso, debiendo ser reemplazado en caso de encontrarse irregularidades asociadas a la anomalía, recomendándose además postergar el inicio del viaje hasta después de las 0:00 hrs del día 1 de Noviembre.

Descripción: SCP-ES-256 corresponde a un evento de transfiguración espontánea debido al cual vehículos motorizados cerrados2 se convierten en ejemplares de frutos maduros de Curcubita máxima3, los que aunque inicialmente son de dimensiones y conformación similar al vehículo original, no poseen, sin embargo, las propiedades mecánicas y estructurales previas, lo que habría provocado una serie de accidentes viales. Este proceso puede extenderse por un período que abarca desde algunos minutos a varias horas, finalizando siempre a las 0:00 hrs locales del día 1 de Noviembre.

Aun cuando no se han determinado elementos que permitan considerar a un vehículo candidato a ser afectado por SCP-ES-256, los análisis realizados por el equipo de investigación asociado a la anomalía han permitido identificar una serie de características compartidas por los sujetos involucrados en estos eventos:

  • Rechazo activo hacía la celebración de Halloween, ya sea por motivos religiosos, sociales, culturales o personales. Estos sujetos no se limitan a no participar en las celebración sino que intentarán impedir la participación de terceros, mostrando malestar ante los preparativos y expresando su rechazo utilizando calificativos como “celebración satánica”, “producto comercial”, “pérdida de tiempo”, “es una estupidez” y “apropiación cultural” entre otros.
  • Comportamiento hostil hacia los sujetos menores de edad que participan en la recolección de golosinas asociada a esta celebración, expulsándolos de las proximidades de su domicilio e incurriendo desde en desde insultos y amenazas hasta agresiones y denuncias a las fuerzas policiales locales por vandalismo.
  • La mayoría de los sujetos poseen antecedentes de relaciones familiares disfuncionales, siendo destacables divorcios y pérdida de la tuición de los hijos. Cabe destacar que la mayoría no se encontraba participando en una nueva relación afectiva.
  • Casi la totalidad de los sujetos no presentan adicciones o antecedentes de enfermedades mentales, siendo descritos muchas veces descritos como empleados comprometidos con sus empresas u organizaciones, desempeñándose en jornadas laborales que sobrepasan ampliamente la media del resto de los trabajadores.
  • En la mayoría de los casos los sujetos eran propietarios de los vehículos afectados o los utilizaban con frecuencia, habiendo sido descrito, sin embargo, casos de vehículos arrendados o compartidos que fueron afectados por la anomalia.4
  • La mayoría de los sujetos son hombres entre 35 y 70 años, que viven solos, sin mascotas.

El fenómeno fue identificado inicialmente debido al incidente que afectó la noche del 31 de Octubre de 2019 a Ernesto Rojas, investigador asistente del Laboratorio de Materiales Anómalos del Sitio-34. Aunque inicialmente fue tratado como un incidente independiente, siendo clasificado como SCP-ES-███, investigaciones posteriores realizadas por el Departamento de Análisis del Sitio-34 permitieron relacionarlo a ███ eventos similares, los que han tenido ██ víctimas fatales.

Debido a la amplitud de la población susceptible a verse involucrada a eventos asociados a SCP-ES-256 y a la ubicuidad del fenómeno, se optó por el presente enfoque de contención, dedicando además un pequeño presupuesto anual a la búsqueda e identificación de la o las causas o responsables de SCP-ES-256.

Anexo 1: Testimonio de Ernesto Rojas

Ese día había terminado de trabajar cerca de las 11 de la noche, por culpa del jodido espectrómetro de masas que se había descompuesto nuevamente y al que los tipos del área técnica no pudieron dedicar ni un minuto. ¿Sabes lo que significa que un equipo tan delicado como ese se estropee y no puedes llamar a una empresa externa para repararlo porque trabajas en un proyecto que supuestamente no existe en una organización que nadie debe conocer? Como sea, en la tarde conseguí los repuestos y entre Ríos y yo logramos hacerlo funcionar nuevamente.

Para empeorar las cosas, ese día la estúpida de Karen de Recursos Humanos había llevado calabazas talladas para decorar el Sitio ¿Dónde carajo cree que estamos? ¿En un jardín infantil? ¿Un club de madres suburbanas? ¿Una empresa de seguros? Por su culpa todo el maldito sector apestaba a calabazas maduras, me parecía tener el olor impregnado en la ropa.

Ya que lo preguntas, antes de subirme a mi automóvil noté algo inusual en su color pero no le di importancia, pensé que era por la escasa iluminación del estacionamiento.

Menciono todo esto porque es posible que en otras circunstancias me hubiera dado cuenta de que estaba sucediendo algo raro. Con un demonio, es mi especialidad trabajar con materiales exóticos. Pero no, marqué la salida y muerto de cansancio y con una fuerte jaqueca me subí al auto y partí, lo único que deseaba era llegar pronto a mi casa a dormir.

Llevaba viajando algo más de media hora cuando la carrocería empezó a vibrar y los neumáticos a patinar, y aunque iba a poca velocidad, comencé a perder tracción y el control. Presioné el freno y mi pie rompió el pedal y traspasó el suelo con un chapoteo y ahí pensé “mierda, me quedé dormido y voy a tener un accidente.” Traté de usar el freno manual pero al agarrar la palanca ésta se convirtió en una sustancia licuada en mi mano, y fue esa sensación húmeda y pringosa la que terminó por despabilarme.

En esos momentos el auto ya había perdido totalmente el control, yendo a parar, por el lado del pasajero, hacía la barrera de contención. Ahí se comenzó a deslizar, escuchándose un estruendo más cercano a un chapoteo viscoso que al ruido del metal destruyéndose.

Fue entonces cuando comprendí que si no saltaba del auto terminaría aplastado contra la barrera. Me arranqué el cinturón de seguridad y más que abrir la puerta, esta se desprendió cuando la empujé, tras lo cual salté. Algunos segundos más tardes alcancé a ver como mi auto se estrellaba y quedada reducido a una masa de pulpa anaranjada.

Si antes de esto detestaba las calabazas, ahora las odio.

Declaración de cierre: Momentos antes de perder el conocimiento Ernesto Rojas logró hacer una llamada solicitando ayuda al personal del Sitio-34. El investigador Rojas sufrió múltiples fracturas en tres costillas, tibia, peroné, radio y cubito además de una perforación del bazo debido a la cual requirió cirugía, tomándole tres meses su recuperación.

Anexo 2: Nota encontrada en el lugar del Incidente ES-256-Rojas

Por no dar dulces te tocó una travesura.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License