SCP-4036
Puntuación: +3+x

Ítem #: SCP-4036

SCP-4036.png

Bandera oficial de SCP-4036.

Clasificación de Objeto: Keter1

Procedimientos Especiales de Contención: SCP-4036 estará rodeado por un perímetro de 120.000 km² mantenido por la Armada de la Fundación en colaboración con las tropas de mantenimiento de la paz de las Naciones Unidas a fin de evitar cualquier instancia o intercambio de SCP-4036-1 dentro o fuera del perímetro. Si cualquier objeto o persona intenta penetrar en el perímetro, debe ser neutralizado, y sus restos trasladados al Sitio-004 en Indonesia.

Los operativos de la Fundación deben infiltrarse en instituciones políticas, militares, religiosas y culturales en SCP-4036. Estos operativos deben adquirir información sobre asuntos en curso, operaciones potenciales contra la Fundación y subvertir operaciones potenciales dentro de SCP-4036. En todo momento, al menos el 2% de la población de SCP-4036 debe estar constituida por agentes de la Fundación o por instancias de SCP-4036-1 leales a la Fundación.

En el caso de una operación militar a gran escala contra la Fundación desde SCP-4036, la Operación Lirio Negro será promulgada. La Operación Lirio Negro sólo se llevará a cabo en la posibilidad de que (A) SCP-4036 ya no pueda ser contenido sin un escenario XE-"Velo Levantado", (B) que grandes áreas de tierra no sean devueltas a sus respectivos países y (C) SCP-4036 derrotara a las fuerzas de la Fundación de tal manera que deje a la Fundación completamente indefensa.

En este momento, la actitud del Presidente de SCP-4036 hacia la Fundación ha sido conciliadora, carente de cualquier característica de hostilidad de administraciones o gobiernos anteriores. Sin embargo, debido al ambiente actual de la Fundación y a la posibilidad de que el Presidente sea destituido antes de que se pueda establecer una solución permanente, las relaciones diplomáticas siguen siendo las mismas. Se han mantenido los Procedimientos Especiales de Contención en la posibilidad de que un Presidente y un grupo legislativo en contra de la Fundación tomen el control del aparato gubernamental.

Descripción: SCP-4036 es una pequeña república teocrática unitaria situada en un archipiélago de la región sudoriental de la Polinesia, de 300 km de radio y 100.000 km² de superficie. Los ciudadanos de SCP-4036 se refieren a ella como la República Adytita de Polinesia. Anteriormente estuvo bajo el dominio autocrático de PdI-432 ("Norman Taylor") desde 1857 hasta 1862, antes de ser asesinado por grupos respaldados por la Fundación en la región. Antes de esto, SCP-4036 era altamente militarista, combinando la tecnología de la Era Industrial con armamento biológico para crear un ejército movilizado. SCP-4036 había controlado alrededor del 30% de la Polinesia, con la mayoría de sus participaciones en localidades escasamente pobladas. Las autoridades actuales de SCP-4036 han rechazado a su fundador, PdI-432, y sus ambiciones imperialistas anteriores.

La población de SCP-40362 es principalmente anómala, con estimaciones actuales que oscilan entre el 50% y el 80%. Las estadísticas del gobierno indican que alrededor del 64% de la población es anómala, aunque debido a la falta de revisión por pares, no se sabe si es representativa de la población de la isla. La población es principalmente capaz de manipular la carne.

La religión del estado de SCP-4036 es el sarkicismo, con estadísticas oficiales que afirman que todos los SCP-4036-13 son partidarios del sarkicismo, a pesar de la existencia de pequeños grupos cristianos e islámicos en el país. La libertad de religión está permitida por la Constitución, aunque la mayoría de los casos no sarkicitas practican su culto en secreto para evitar el ostracismo social y político.

La sociedad de SCP-4036 es principalmente rural, con unas pocas áreas urbanas centrales, donde vive la mayoría de la población. Estas ubicaciones urbanas varían desde edificios de concreto estándar hasta edificios biológicos. Económicamente, SCP-4036 se cimienta a partir de la agricultura humana y animal, la manufactura y el cultivo de tabaco. El comercio es imposible debido a la contención en curso de SCP-4036. El gobierno de SCP-4036 controla el 60% de la economía, mientras que el resto es de propiedad comunal o individual.

El gobierno de SCP-4036 se divide en tres poderes: ejecutivo, legislativo y judicial.

El poder legislativo se divide en tres cámaras: la Cámara de Representantes, el Senado y el Consejo del Karcista. La Cámara de Representantes está compuesta actualmente por unos 100 representantes, cada uno de los cuales representa a 100 personas. El Senado está compuesto por 10 delegados, cada uno de los cuales representa a 1000 personas. Ambas cámaras se eligen por mayoría de votos por distrito. El Consejo del Karcista es un grupo de 20 individuos que representan al principal organismo de gobierno religioso, la Iglesia de la República, de la cual todos los ciudadanos son miembros. Esta casa está formada por individuos seleccionados a mano por el Karcista. Un proyecto de ley puede convertirse en ley de dos maneras: (A) ser aprobado por el 60% del Senado y de la Cámara de Representantes, o (B) ser aprobado por el Consejo del Karcista con un voto mayoritario, incluso si una de las cámaras rechaza la propuesta por unanimidad.

El poder ejecutivo está compuesto por un Presidente (elegido por votación popular) y su gabinete, ambos con un mandato de cinco años sin posibilidad de reelección. Todos los cargos del gabinete deben ser aprobados por el Consejo del Karcista por mayoría de votos o por el 60% tanto del Senado como de la Cámara de Representantes. El Poder Judicial constituye la Corte Suprema de la República, compuesta por seis cargos, todos de por vida. Está compuesto por personas nombradas por el Presidente y aprobadas por mayoría simple en el Senado y la Cámara de Representantes4.

La sociedad de SCP-4036 es una combinación de creencias proto-sarkistas y modernidad, con un fuerte enfoque en el patriotismo religioso y cívico, y la tecnología moderna. La religiosidad del Gran Karcista Ion es altamente valorada por el público, junto con la innovación tecnológica. Los productos electrónicos y digitales son populares entre SCP-4036-1, y la mayoría de ellos provienen del tráfico o del contrabando. Sin embargo, la maquinaria biológica también es utilizada por la población, principalmente entre las clases bajas. La maquinaria biológica se considera a menudo inferior a la tecnología digital y electrónica, y suele utilizarse cuando no se dispone de opciones no biológicas. A menudo, las clases bajas son incapaces de comprar productos, recurriendo a la elaboración de los suyos propios5.

SCP-4036-1.png

PdI-432 (Izq.) y PdI-433 (Der.), Presidentes 1º y 2º de SCP-4036 respectivamente.

Aunque la estratificación social existe en la sociedad de SCP-4036, cada individuo tiene derecho a una atención médica y una alimentación adecuadas. La atención sanitaria es, comparativamente, la más barata de todo el mundo. Sin embargo, lo más probable es que esto se deba más a la abundancia de manipulación y creación biológicas entre la población que a la superioridad inherente del sistema de salud del gobierno.

La participación en las fuerzas armadas o en el servicio civil es obligatoria una vez que el ciudadano cumple 19 años de edad, y los individuos deben pasar dos años en las fuerzas armadas antes de ser dados de baja o participar en el servicio civil durante 16 meses. La mayoría de los ciudadanos eligen esta última opción.

Los sentimientos patrióticos y religiosos a menudo coinciden entre sí en las representaciones culturales de SCP-4036. Klavigar Saarn está a menudo fuertemente asociada con Lady Adytum, la personificación de SCP-4036. La oración a menudo ocurre directamente después de un saludo a la bandera de SCP-4036. Cada Presidente de SCP-4036 ha citado una fuerte creencia en el sarkicismo. La mayoría de SCP-4036-1 sostiene la creencia de que un individuo no puede ser ciudadano de SCP-4036 sin ser también sárkico. Los militares de SCP-4036 utilizan a menudo el sello de Klavigar Orok, el Klavigar de la guerra y la dominación.

Actualmente, SCP-4036 ha sido contenido en unas 300 islas, y no se le ha permitido expandirse más allá de estas fronteras. Si bien no se ha establecido ningún tratado oficial ni acuerdo de cooperación entre la Fundación y SCP-4036, ninguna de las partes ha intentado poner fin al estancamiento.



Historia

SCP-4036-2.jpg

El General [CENSURADO] Bowe, c. 1854.

Introducción de SCP-4036: Su Historia, Contención y su gente

[…]

La Fundación descubrió por primera vez a SCP-4036 durante su invasión de la Isla Norte de la Nueva Zelanda Británica. Se informó de que una fuerza no descubierta en la Polinesia causó estragos en las islas más pequeñas y escasamente pobladas de la Polinesia sudoriental. Sin embargo, como no había pruebas sustanciales de ello, se descartó.

Con la invasión de la Isla Norte en junio de 1861, la Fundación no pudo ignorar este llamado a la guerra. En el día de la invasión inicial, toda la isla cayó ante SCP-4036 y su fuerza de 5000 hombres, con un colectivo de 200 muertos. Después de esto, la Fundación declaró a SCP-4036 como la máxima prioridad de la región.

[….]

A finales de junio, la Fundación había convocado a una coalición internacional de España, Japón, Países Bajos, Francia y Gran Bretaña con el fin de combatir esta amenaza destructiva contra la Fundación y, en mayor medida, los intereses coloniales de la región.

Con el General Bowe dirigiendo las fuerzas en la Isla Sur de Nueva Zelanda, la Coalición comenzó a hacer retroceder a SCP-4036. Sin embargo, a pesar de que la sabiduría militar convencional sugería lo contrario, las fuerzas de SCP-4036 fueron capaces de derrotar múltiples intentos de invasiones de la Fundación en territorio conquistado. El intento de invasión de la Isla Norte fracasó, con más de 1.000 bajas de la Coalición, en su mayoría japonesas y británicas. Todos los intentos de ganar los pocos focos aislados sobre los que SCP-4036 tenía control fracasaron, sobre todo debido a la falta de comprensión de los militares de SCP-4036.

[…]

Sin embargo, un individuo, Ohashi Hachigoro (alias PdI-433), sabía cómo ayudar. Vicepresidente de SCP-4036 y líder de asuntos religiosos, tenía una comprensión de la cultura de SCP-4036 que nadie podía rivalizar, ni siquiera Taylor.

Escribiendo a O5-2, un amigo de Ohashi antes de su trabajo con SCP-4036, ofreció a la Fundación información casi ilimitada sobre las operaciones militares de SCP-4036, sus tácticas, sus debilidades y, si se le suministraba armamento, los grupos rebeldes de la región. Era una oferta que la Fundación no podía dejar de aprovechar, y lo único que Ohashi quería era que SCP-4036-1 (la población) saliera ileso.

La Fundación, en una isla remota cerca de la capital principal, SCP-4036, entregó una variedad de armamento a Ohashi y a sus grupos rebeldes.

[…]

Sin embargo, el factor decisivo fue la Batalla de la Isla Sur.

La Batalla de la Isla Sur comenzó el 13 de octubre, cuando se vieron docenas de barcos óseos en el horizonte. Sus cascos, hechos enteramente de huesos de fémur, hacían casi imposible el fuego de cañones. Junto con los ojos implantados en todas las partes del buque, también sería imposible subir a bordo.

Preparándose para defender la isla, el general Bowe dio a sus hombres la orden de mantener su posición.

Sin embargo, en el fondo, el General Bowe ideó un plan diferente. Cuando el consejo de O5 le otorgó el estatus temporal de Nivel 5, tuvo acceso a información que un General normal no hubiera podido conocer también. Una de ellas fue el Destacamento Móvil Theta-01 ("Halcones de Guerra"). Formada durante la Guerra Civil de 1814, Theta-01 estaba compuesta por individuos anómalos. El grupo, formado por personas de interés, personal y SCP anómalos, estaba compuesto en su totalidad por personas que habían demostrado su lealtad a la Fundación. Durante los tiempos de desastre, eran cualquier cosa, desde operativos de combate, oficiales médicos, limpiadores de memoria y espías. Eran un As en la manga.

Así que cuando el General Bowe les ordenó que destruyeran la flota, estaban encantados de responder a esa petición. Con una gran explosión taumática desde el cielo, la flota de carne fue frita, sin piedad.

[….]

A finales de 1861, SCP-4036 había sido prácticamente derrotado.

No sólo eso, estaba a punto de colapsar. Ohashi, viendo una oportunidad que la Batalla de la Isla Sur dejó abierta, ordenó a sus grupos rebeldes que aprovecharan el día, y atacó la capital.

En el lapso de dos meses, de diciembre a enero, la capital quedó en ruinas. La capital, formada por más de 20.000 ciudadanos, en su mayoría militares, se redujo a 3.000 al final de los combates. Sin embargo, a pesar de la destrucción masiva, Hachigoro pudo salir victorioso, declarándose a sí mismo Presidente de la República, convocando a elecciones a la Cámara de Representantes, al Senado y a la Iglesia para que convocara a delegados.

[…]

Taylor, al darse cuenta de que no le quedaba nada que perder, intentó un último asalto a la capital. Agarrándose del puñado de hombres que aún le eran leales, marchó sobre el edificio de la Capital, ordenando a Hachigoro, su antiguo camarada, que se rindiera, y que le perdonaría si lo hacía.

Ohashi, en cambio, hizo matar a su puñado de hombres en la calle, y a Taylor le amordazaron y lo pusieron en su propia celda privada.

Ohashi sabía que Taylor era una palanca.

[…]

La Coalición, sin embargo, no necesitaba influencia. La mayor parte de la población había sido pacificada, gracias a Theta-01, y los daños habían sido cubiertos. La Coalición recuperó sus colonias con un daño mínimo. Debería haber sido suficiente.

Pero no lo fue. La Fundación, aún creyendo que la contención no se había cumplido, empujó a la Coalición a invadir la isla principal. Sin embargo, la Coalición, que no estaba familiarizada con la política de la Fundación, no estaba dispuesta a planificar una invasión total de la isla. No estaban dispuestos a poner a prueba a sus ejércitos después de casi derrotarlos hace unos meses.

Ohashi tampoco estaba dispuesto a cooperar. Se negó a permitir la entrada de representantes de la Fundación a la isla y ordenó a sus militares que arrestaran a todos los oficiales de la Fundación que llegaran. Sin ninguna manera de combatir esto, la Fundación recurrió a la contención de SCP-4036.

SCP-4036 sigue siendo el mayor fracaso de la Fundación.


Moderna

La siguiente es una serie de extractos de entrevistas del día de hoy de SCP-4036-1. Estas grabaciones se hicieron bajo la apariencia de un reportero de la Capital de SCP-4036.

"….oh sí, yo, um, sí, hablo inglés. No soy el mejor en ello, ya que normalmente lo usan los más altos? Creo que esa es la palabra correcta. Una vez más, mi inglés es pobre, así que me disculpo por la palabra incorrecta. Sí, soy japonés, aunque no he estado en ese país. Mi padre a veces habla de ello, pero yo no sé nada de cultura ni nada. Tiendo a usar el inglés con moderación. Sólo los de la ciudad lo usan. Usamos el lenguaje tradicional, el que usaban nuestros antepasados para comunicarse con Ion, antes de que nos cortaran. Hmm? Oh sí, desde que usamos metal, nuestro Sumo Sacerdote Ion nos separó de su carne. Estamos vagando en la oscuridad ahora…."

"No usamos esas máquinas. Usamos la carne y los huesos como siempre lo hemos hecho y como siempre lo haremos. Cada vez que tengo una de esas cosas en la mano me siento sucia en mi propia piel, me siento como si un espíritu masajeara mi piel y cuero cabelludo de una manera horriblemente incómoda. Incluso hablar de ello me hace sentir incómoda. Oh, sí, muchos de los granjeros de aquí no los usan, pero creo que se debe a su economía más que a sus creencias".

"Las alcantarillas son, si no lo peor que he visto nunca, por lo menos están bien alto en pura calidad de desagrado. Las tuberías también están vivas. Crecen y se expanden hacia el exterior, y tenemos que animarles a que vayan en la dirección correcta, como pueden ver. Le cortamos un par de miembros aquí y allá. Claro que gritan y chillan, pero necesitan transportar nuestros residuos en la dirección correcta, ¿entiendes? Pero esa no es la peor parte, en mi opinión. La peor parte son las criaturas sin hogar debajo de la ciudad. No nos molestamos en levantar sus miembros. Los indigentes se los comen de nuevo. Y sí, esas tuberías están llenas de nuestros desechos. No sé cuán desesperado debe estar un hombre antes de comer carne cubierta de orina y mierda, pero eso es desesperado si alguna vez he visto uno".

"La Fundación es un azote en este planeta. Encuentro la retórica de nuestro Presidente amoral y, quizás, peligrosa. ¿No conoce nuestra historia? ¿Nuestro pasado? No entiendo cómo pudo arreglar esa relación, es como meter la polla en una colmena. Puede que se sienta bien por un minuto o dos, y luego el escozor ocurre. Es desagradable todo el camino".

"¿El Presidente? Yo, um, no llevo la cuenta de lo que hace. Lo siento, el inglés no es mi primer idioma. Soy estadounidense, creo, pero no me gusta mucho. Conozco algún idioma de Japón, pero uso el idioma tradicional. Me acerca a Ion. Pienso que los habitantes de la ciudad están bastante más preocupados por la tecnología y el metal que por nuestro salvador Ion, pero eso no es algo que yo deba decidir. Al final, todos somos absorbidos por su cuerpo".

"No creo que los cristianos y los musulmanes merezcan lo que les pasó, pero no es natural que estén aquí. No es natural que haya una religión europea y asiática en esta isla. Se propaga rápido y lejos, y mucho más allá de los ojos de nuestro gobierno, que creo que es un peligro para nuestra sociedad. Ahora bien, no creo que se merezcan lo que está sucediendo a ellos, de ninguna manera, pero ¿deberían realmente sorprenderse por lo que está sucediendo? No están regulados y chocan demasiado con nuestra cultura - somos una nación santa después de todo, fundada en las creencias y deseos de Ion, no en Jesús o Mahoma. No, no, nada de violencia, aborrezco la violencia, sólo quiero una limpieza pacífica de la nación, eso es todo".

"….una vez fui a buscar al bosque una vez. Oí sus murmullos, sus gritos. Tomé mi arma y viajé a pie. Me preparaba para uno o dos, no para una docena, usando grandes zarcillos carnosos en las personas. Llevaban los símbolos de uno de los campos de los señores de la guerra cercanos, así que empecé a alejarme y caí en un pozo. Me sentí cerca de los cuerpos. Muchos, muchos cuerpos. Docenas, tal vez cien. Todo en varios estados de putrefacción, de gusanos arrastrándose por los ojos y tallando agujeros dentro de la cara y la garganta y Dios sabe dónde."

"Mi golpe les atrajo. Agarré mi escopeta y me escondí bajo los cuerpos, rezando a mi salvador para que me perdonara y me protegiera de estos monstruos bárbaros. Hablaban en susurros silenciosos de la lengua tradicional. Una hurgaba en el cuerpo bajo el que yacía. Podía oler su cadáver podrido. Sus ojos ya no estaban allí, sólo agujeros vidriosos que solían contener a la humanidad. Una madre para uno, una hermana para otro, una esposa para otro."

"Me asomé y dije que tenían armas de carne, zarcillos negros rojos saliendo de sus espaldas, revelando sus esqueletos y órganos y en todas partes. Apunté a una de estas espaldas, con la esperanza de golpear un corazón u otro órgano vital. Apunté y disparé, volándole no sólo el cerebro, sino también el corazón y el esqueleto. Corrí lo más lejos posible, de vez en cuando disparando como advertencia. Sus armas funcionaban mejor a corta distancia, pero eran ineficaces a mayor distancia. Entré en mi casa y no salí hasta la mañana siguiente. Me acosté con una escopeta."

"Fui a la policía esa mañana en la ciudad. Revisaron el pozo.

"No había una sola persona sin iconografía cristiana o islámica en ese foso."

"La Fundación es nuestra protectora y también nuestra esclavizadora. Protege nuestras fronteras, pero sólo bajo el auspicio de mantenernos en esclavitud. Nuestro ejército no es para protegernos de otros países, sino contra una agencia internacional empeñada en nuestra destrucción. He oído historias de intentos de absorber a los cé-oh-gé y los gé-ere-u, pero en vano. Me pregunto si volveré a ver mi tierra natal de Japón, pero dudo de esa posibilidad".

"Nuestra batalla con la Fundación no es sólo una batalla ideológica por la independencia y la centralización, sino una batalla por la ciencia y la religión. Como cabeza de nuestra Iglesia, creo que la Fundación no es sólo una fuerza física sino también espiritual. La Fundación es la fuerza que busca contener quién eres, qué eres. Desean contener nuestra religión, evitar que se extienda como debería por todo el mundo. Si podemos destruir esa fuerza dentro de nosotros que busca contener nuestras creencias, ya hemos ganado la batalla".

"A veces me preocupa que nuestra gente esté demasiado concentrada en una próxima batalla defensiva contra la Fundación. El campo desea la paz y su religión común, mientras que las ciudades buscan productos externos como teléfonos, Internet y otros equipos tecnológicos. La Fundación es una amenaza para su religión y su capacidad de conectarse con el exterior. Trabajé para el ejército durante dos años, y puedo decir que todos sabemos que se avecina una guerra, pero no queremos admitirlo. Si hay guerra, nuestro país arderá, se lo aseguro".

"A veces me pregunto por qué estamos aquí. Por supuesto, entiendo cómo llegamos aquí, pero no sé por qué estamos aquí. ¿Estamos tratando de mantener el experimento que nuestro fundador tuvo hace muchos años? ¿De nuestro segundo presidente? ¿O estamos tratando de sobrevivir contra las fuerzas opresoras de la Fundación? No lo sé. No lo sé. Sé lo que somos, al menos. Enemigos de la Fundación. Y eso nos une. ¿Por cuánto tiempo más? No estoy seguro."





Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License